La familia es el elemento natural y fundamental de la sociedad. No obstante las transformaciones que ha vivido la sociedad en el último siglo han supuesto una mayor independencia de sus miembros.

La sociedad actual forma núcleos familiares menos cohesionados que en el pasado, por esta razón pueden surgir problemas o conflictos para los que es necesario estar preparados e informados.

En ASPI Detectives ayudamos a resolver estas diferencias de la manera más rápida, discreta y eficaz posible.

A continuación, os exponemos los conflictos familiares en los que tenemos un papel fundamental para su solución.
Revisión de pensiones compensatorias y alimenticias
Revisiones de custodias de hijos y régimen de visitas
Observación de conductas dudosas
Infidelidades
Informes prematrimoniales
Malos tratos: ayuda a las víctimas de violencia de género dentro de los límites marcados por la ley. Demostración de acoso. Control de orden de alejamiento.
Detección de posibles adicciones y ludopatías

Revisión de pensiones compensatorias y alimenticias
PENSIÓN ALIMENTICIA
La pensión alimenticia es la cantidad que mensualmente debe ingresar el cónyuge no custodio al cónyuge que vive con los hijos.
Las pensiones alimenticias se dan únicamente:
Si hay hijos menores o incapacitados
Si hay hijos mayores de edad dependientes económicamente de los padres
Sobre el importe de las pensiones alimenticias:
La ley no establece un baremos oficial pueden acordarse entre los cónyuges, siendo coherentes con los ingresos de los padres y los gastos de los hijos el Ministerio Fiscal velará por los derechos de los hijos, y estudiará las propuestas sobre el importe de las pensiones. Si fueran inapropiadas, el Ministerio Fiscal o el Juez, podrían desestimar la propuesta el importe de la pensión alimenticia puede ser diferente para cada hijo, en función de las diferentes necesidades de cada uno. Las pensiones alimenticias no deben entenderse sólo como la obligación de sufragar alimentos propiamente dichos, sino que también incluyen todo lo indispensable para el sustento de los hijos, como alojamiento, vestido y asistencia médica y educación.
Dentro de las pensiones alimenticias no entrarían los gastos extraordinarios, que pueden ser imprevisibles, como gastos por enfermedad que no cubran la seguridad social, ortodoncias, gafas,...Por ese motivo, es conveniente especificar en el Convenio regulador cómo irán sufragados estos gastos por ambos cónyuges: a partes iguales, a un determinado porcentaje,...
Finalmente, decir que la obligación de prestar la pensión alimenticia no finaliza con la mayoría de edad, sino que sigue existiendo mientras convivan en el hogar familiar y no tengan ingresos propios.
En los casos de custodia compartida se establece una especie de fondo común al que se cargarán los gastos de los hijos, no estableciéndose pensión alimenticia.
No debe confundirse con la pensión compensatoria, que puede darse además de la pensión por alimentos y no tiene nada que ver respecto a las obligaciones de los padres para con los hijos.

PENSIÓN COMPENSATORIA
Muchos casos presentan ciertas lagunas de conocimiento que pueden ser determinantes para la futura sentencia porque unas veces la administración se encuentra saturada y puede atender como es debido determinados asuntos, y otras, porque las partes no poseen datos necesarios para sacar adelante con éxito el proceso.
El artículo 97 del Código Civil Español, Ley 30/1981, de 7 de Julio, establece la pensión compensatoria como una compensación que se concede al cónyuge al que la separación o divorcio produzca un desequilibrio económico en relación con la posición del otro cónyuge; o cuando la separación o el divorcio le implique a uno de los cónyuges un empeoramiento en su situación anterior en el matrimonio. La compensación consiste en una pensión que puede ser con carácter temporal o por tiempo indefinido, o en una prestación única, según se plasme en el convenio regulador (en caso de mutuo acuerdo) o en la sentencia (si son contenciosos).
La cuantía de la pensión puede ser modificada judicialmente en aquellos casos en los que el beneficiario mejora su situación económica, nuevo matrimonio o vida marital con otra persona. Estas mismas circunstancias pueden conducir también a la extinción de la pensión compensatoria.
Para que exista una situación de convivencia de hecho entre dos personas basta con demostrar que estas personas residen en el mismo domicilio durante un tiempo suficiente.
Sentencias recientes de los Tribunales de Justicia han determinado que el concepto de convivencia puede existir en caso de que se demuestre que existe una relación sentimental entre dos personas.

Caso real:
Como ejemplo de caso real realizado por ASPI Detectives, para que no haya suspicacia, pondremos un ejemplo de hombre y otro de mujer. Varios han sido los temas en los que hemos realizado un servicio encargada por ellas, en los cuales los maridos trabajaban en “b”, y no pasaban la pensión alimenticia, aludiendo a la falta de ingresos. E igualmente han sido numerosos los casos que el cliente ha sido la parte masculina, siendo la mayoría de los casos que ellas trabajaban en el servicio domestico, sin estar dadas de alta así como tenían nueva pareja y convivían juntos, caso significativo, en el que ella trabajaba en servicio domestico y convivía con una nueva pareja en el domicilio conyugal que pagaba íntegramente nuestro cliente. Todas estas pruebas han servido en más del 90 por ciento para varias las Medidas Compensatorias.

ASPI Detectives, por su especialización en Investigación Laboral y por saber cómo acometer este tipo de investigaciones, le podemos ofrecer un servicio que conjuguemos eficacia y coste económico, para sus intereses.
Custodia de hijos y régimen de visitas
Investigaremos las supuestas irregularidades, nuestro objetivo, si procede, será obtener las pruebas que demuestren que, en su caso, uno de los cónyuges no es una persona más responsable o idónea para hacerse cargo de los hijos en un proceso de separación o divorcio.
Nuestra investigación demostrará que en el cónyuge concurre uno o varios de los siguientes supuestos:
    - Desatención a los menores.
    - Trato incorrecto a los menores.
    - Salidas nocturnas o diurnas delegando el cuidado de los menores a terceras personas.
    - Alcoholismo, toxicomanías, ludopatías.
    - Comportamientos irregulares. prostitución.

Caso real:
Como ejemplo de caso real realizado por ASPI Detectives, pondremos un ejemplo de hombre y otro de mujer, ya que son temas que realizamos casi al cincuenta por ciento. Varios han sido los temas en los que hemos realizado un servicio encargada por la parte femenina de la pareja, en los cuales los maridos trabajaban en “b”, y no pasaban la pensión alimenticia, aludiendo a la falta de ingresos. E igualmente han sido numerosos los casos que el cliente ha sido la parte masculina, siendo la mayoría de los casos, que ellas trabajaban en el servicio domestico, sin estar dadas de alta así como tenían nueva pareja y convivían juntos, caso significativo, en el que ella trabajaba en servicio domestico y convivía con una nueva pareja en el domicilio conyugal que pagaba íntegramente nuestro cliente. Todas estas pruebas han servido en más del 90 por ciento para hacer variar las Medidas Compensatorias.

ASPI Detectives, por su especialización en Investigación Laboral y por saber cómo acometer este tipo de investigaciones, le podemos ofrecer un servicio que conjuguemos eficacia y coste económico, para sus intereses.
Menores
Actualmente la brecha generacional que existe entre padres e hijos supone un importante obstáculo en cuanto que muchos padres no son capaces de ponerse al día en todos los aspectos que afectan a los menores por la cantidad de avances tecnológicos, culturales y sociales a los que estamos asistiendo.
La constante aparición de nuevas drogas y su consumo a edades cada vez más tempranas hace que cada fin de semana muchos adolescentes se conviertan en consumidores habituales de alcohol y otras sustancias, lo que sin duda repercute en sus relaciones familiares, su formación académica y su desarrollo personal.
En este sentido, en los últimos años también hemos observado un aumento significativo de ciertas bandas juveniles que promueven el consumo de drogas, el vandalismo y las reyertas, lo que suele acabar con muchos de sus miembros ante la justicia.
La prevención es el mejor instrumento para adelantarnos a consecuencias no deseadas. En consecuencia, muchas veces el principal escollo es el propio desconocimiento que tienen los padres sobre la vida que llevan sus hijos fuera de casa y los peligros a los que están sometidos.
Una información veraz y contrastada supone la base para resolver el problema, ya que los padres podrán reducir esa brecha generacional que dificulta la comunicación con sus hijos mediante el conocimiento de sus hábitos personales, su entorno social y sus amistades fuera del círculo familiar, tarea que a priori resulta compleja por el habitual mutismo que muchos menores mantienen respecto a su vida fuera de casa.
Por ello, en ASPI Detectives creemos que podemos desempeñar un papel importante a la hora de buscar la mejor solución para tu familia aportándote la información necesaria que te sirva de base para tener conocimiento del problema y poder afrontarlo desde una nueva perspectiva.
Infidelidad Conyugal
Hay que tener en cuenta que cada pareja es única, al igual que cada persona y por tanto cada uno tiene su propio concepto y valor de la infidelidad.
Una de las razones principales por las que una persona decide romper la relación con su pareja, es sin duda la infidelidad. La infidelidad, o la sospecha, hacen perder la confianza del que la sufre, hacia su pareja.
Sin embargo, por nuestra dilatada experiencia profesional, hemos podido detectar que ante una situación de sospecha de infidelidad, lo que más inquieta a la persona afectada, es sin duda la incertidumbre que provoca no saber si está o no en lo cierto, por tanto necesitan descubrir la verdad y tener la seguridad para así sentirse segura a la hora de tomar una decisión respecto a su relación de pareja.
En la mayoría de ocasiones, cuando las sospechas son acertadas, el afectado decide romper con su relación sentimental, aunque no siempre es así, hay también parejas que se plantean su situación, analizan sus problemas objetivamente y al final deciden optar por una segunda o nueva oportunidad. Si el resultado de la investigación ha dejado clara la infundada sospecha, ayudará en la mayoría de los casos a recuperar la confianza perdida en la pareja.
Las causas más frecuentes de la infidelidad matrimonial son:
Las expectativas equivocadas y poco realistas sobre la convivencia real en pareja.
La incapacidad para satisfacer y adaptarse a las necesidades reales de la pareja.
La incapacidad para afrontar las diferencias culturales o étnicas y la presión social.
Falta de comunicación de la pareja por timidez, perjuicios sociales o culturales, que manifiesten deseos, necesidades o intereses.
La decepción de que nuestra pareja no ha evolucionado como esperábamos.
Pérdida progresiva de ilusión, emoción, sentido de la diversión e improvisación en la relación de pareja.
Aburrimiento en la relación, el trabajo, la vida cotidiana y la rutina.
Curiosidad por descubrir nuevas experiencias.
La crisis matrimonial o de pareja probablemente acabe en un procedimiento de:
Separación.
Suspende los efectos del matrimonio o pareja de hecho.
Divorcio.
Implica la ruptura del matrimonio.
Nulidad.
Equivale a la declaración de que el vínculo matrimonial no existió nunca.
La separación y el divorcio.
La legislación Española regula esta materia articulando los procedimientos que las crisis matrimoniales pueden originar de mutuo acuerdo o de uno solo de ellos.
Parejas de hecho:
Nos encontramos ante una situación de convivencia que prácticamente no está recogida por nuestra legislación. Dicha situación de convivencia si se encuentra contemplada en diferentes Comunidades Autónomas que han elaborado leyes que la regulan, cuyo ámbito de aplicación afecta exclusivamente a sus residentes.
Mediación familiar:
Es alternativo al judicial se trata de un sistema de resolución de conflictos en el que un mediador neutral ayuda a los afectados a negociar e intentar conseguir un acuerdo aceptado por ambas partes.
Respecto al derecho de familia, la mediación se aplica, sobre todo, a la hora de establecer los efectos que se derivan de la ruptura del matrimonio (y en su caso, de la pareja de hecho) constituyendo un elemento clave para confeccionar el Convenio Regulador.
Dicho método también se suele utilizar para llevar a buen fin el cumplimiento de las resoluciones judiciales y en los supuestos en que se pretenda modificar medidas definitivas acordadas en sentencia.
La separación y el divorcio pueden iniciarse:
1) De mutuo acuerdo:
Solicitud al juez por parte de ambos cónyuges y/o a solicitud de uno con el consentimiento explicito del otro. Junto con la solicitud se debe aportar la propuesta del Convenio Regulador pactado, sin duda su contenido es muy importante y conveniente regularlo con mucha atención y correctamente para evitar en lo posible futuros problemas entre las partes por falta de atención en su diseño. Entre los puntos más comunes que lo componen, podemos distinguir:
Guardia y custodia de los hijos menores comunes
Adjudicación de la vivienda familiar
Pensión por alimentos
Pensión compensatoria
Recuerde que cualquiera de las medidas que finalmente se acuerden y reflejen en la sentencia puede ser modificada a solicitud de uno de los cónyuges, por ambos a la vez o por el Ministerio Fiscal al juzgado correspondiente cuando hay hijos menores o incapacitados o si han cambiado las circunstancias que se tuvieron en cuenta para acordarlas.
2) SIN ACUERDO (de forma contenciosa):
A solicitud de uno de los miembros de la pareja sin acuerdo ni consentimiento del otro. Lógicamente al no ser de mutuo acuerdo la tramitación en estos casos el procedimiento es más complejo, costoso y largo.
Ante la iniciación de un procedimiento contencioso es aconsejable regular sin demora cuestiones importantes como pueden ser entre otras:
¿Con qué cónyuge van a vivir los menores?
¿Qué cónyuge tiene que permanecer en la vivienda familiar?
¿Qué cantidad de dinero debe aportar cada uno para hacer frente a los gastos familiares?
¿Es procedente una pensión compensatoria?
En estos casos se solicita al Juez que adopte unas medidas provisionales que regulen las cuestiones más urgentes, pudiendo realizarse de dos formas:
Previo a la presentación de la demanda de separación, divorcio o nulidad.
En la misma demanda.
Ante la presencia del juez se reunirán las partes y este dictará una resolución que recoja esas medidas, las cuales son de obligado cumplimiento por ambas partes hasta que se dicte la sentencia principal, que contendrá las definitivas.
Las medidas que se acuerden es de obligado cumplimiento ponerlas en práctica desde el día siguiente al que son acordadas incluso con la existencia de interposición contra ellas de algún recurso contemplado por la Ley.
Las medidas definitivas también podrán ser modificadas con posterioridad a través del procedimiento correspondiente y cumpliendo ciertos requisitos establecidos.
En caso de reconciliación.
La reconciliación de los cónyuges pone fin al procedimiento de separación o de divorcio una vez que se lo hacen saber al juez.
Si la reconciliación se produce cuando ya hay una sentencia de separación, queda sin efecto todo su contenido.
Si es posterior a la sentencia de divorcio no produce efectos legales, aunque los divorciados pueden volver a contraer matrimonio.
Liquidación del régimen económico matrimonial
Cada matrimonio se regirá por el régimen que decidan libremente los cónyuges, dicho régimen quedará reflejado en un documento denominado capitulaciones matrimoniales.
Ante la inexistencia en el matrimonio de capitulaciones matrimoniales, el régimen aplicable será el de la sociedad de gananciales establecido en la Comunidad Autónoma donde se celebró el enlace.
En España los regímenes económicos matrimoniales son:
Sociedad de gananciales: " Se hacen comunes para ambos cónyuges las ganancias o beneficios obtenidos
Indistintamente por cualquiera de ellos, que les serán atribuidos por mitad al disolverse aquella".
Participación: "Cada uno de los cónyuges adquiere derecho a participar en las ganancias obtenidas por su consorte durante el tiempo en que dicho régimen haya estado vigente".
Separación de bienes: " Pertenecerán a cada cónyuge los bienes que tuviese en el momento inicial del mismo y los que después adquiera por cualquier título. Asimismo, corresponderá a cada uno la administración, goce y libre disposición de tales bienes". Las ganancias que cada uno obtenga durante el matrimonio son exclusivamente de su propiedad.
Los regímenes matrimoniales de gananciales y participación se disuelven cuando el matrimonio se separa, divorcia o declara nulo y se pueden liquidar:
El de gananciales: solicitándolo en la demanda de separación, divorcio o nulidad o en cualquier otro momento posterior.

El de participación: una vez que haya resolución firme que lo disuelva.

Dicha liquidación se puede producir:
1. De mutuo acuerdo:
a) Sociedad de gananciales.
Fases de la liquidación:
Realización del inventario del activo y el pasivo de la sociedad.
Pago de sus deudas.
Abono de las indemnizaciones y reintegros debidos a cada cónyuge.
División de lo restante entre marido y mujer.

b) Participación.
Fases de la liquidación:
Determinación de las ganancias de cada cónyuge por el cálculo de la diferencia entre sus patrimonios inicial y final.
Cuando esa diferencia arroje un resultado positivo, el cónyuge cuyo patrimonio haya experimentado menor incremento percibirá la mitad de la diferencia
entre su propio incremento y el del otro.
c) Separación de bienes.
En este régimen no ha lugar a la disolución y liquidación propiamente dichas. No obstante, en la práctica se plantean problemas de división de bienes comunes y/o proindiviso.
Si no hay acuerdo:
Demanda.
Señalamiento de día y hora para formación de inventario.
Si hay acuerdo:
Se levanta acta.

Si no hay acuerdo:
Se prosigue con el juicio.
Solicitud de liquidación con propuesta sobre la misma.
Comparecencia en 10 días ante el Secretario para plantearla.
Si hay acuerdo:
Se aprueba
Si no hay acuerdo:
Se designan contador y peritos en su caso.
Se siguen los trámites de la división judicial del patrimonio.

Caso real:
Son muchos y variados los temas de infidelidades realizadas desde ASPI Detectives, no haremos reseña de ninguno en concreto, ya que como solemos decir a nuestros clientes (al cincuenta por ciento entre hombres y mujeres), en esta película el fondo es el mismo tan solo cambian los actores y pequeños detalles. La pregunta típica y lógica, ¿Cuánto tardan ustedes en descubrir la infidelidad? La respuesta es clara, es imposible de saber, ya que no depende del cliente ni del profesional, sino de unas terceras personas, pero si le facilitamos un dato, más del 90 % de los servicios encargados, terminamos demostrando a nuestro cliente que existe la infidelidad, el 10 % restante no es que no exista la infidelidad sino que por diferentes motivos no se puede demostrar o directamente salen a la luz.
Localización de personas
Este servicio de Investigación es uno de los más solicitados por nuestros clientes por diversos motivos:
Personas con las que por relaciones personales, laborales o financieras, tienen deudas pendientes con nuestro cliente y cuyo paradero se desconoce.

Familiares o amigos con los que por circunstancias hace mucho tiempo que no mantienen contacto y no han podido localizar.
Hijos que abandonan el núcleo familiar sin dar explicaciones de su nuevo paradero y con la lógica preocupación de sus progenitores o familiares.
Padres o familiares con los que por circunstancias hemos perdido el contacto y su paradero es desconocido.
Arrendamientos
El contrato de arrendamientos de viviendas vincula a las partes a cumplir ciertas obligaciones. En España se encuentra regulado por la Ley de Arrendamientos Urbanos 29/1994, de ella se desprende que el incumplimiento de estos compromisos puede suponer la resolución del contrato por cualquiera de las partes.

En ASPI Detectives buscamos las pruebas necesarias que demuestren el incumplimiento de las obligaciones firmadas.
Duplicidad de domicilios
Subarriendos indebidos y viviendas desocupadas
Alquiler de habitaciones por parte del inquilino
Ejecución de obras sin consentimiento del arrendador
Localización de inquilinos morosos
Utilización del inmueble para fines distintos al estipulado en el contrato y/o actividades ilícitas
En ASPI Detectives nos hemos especializado en encontrar a personas de las que se desconoce su paradero, dentro del ámbito familiar circunstancias por las que nos lleva la vida pueden provocar la pérdida del contacto entre los miembros de una familia, en nuestros años de profesión hemos contribuido a que muchos familiares o amigos se reencuentren de nuevo.
En otros casos hemos averiguado a los verdaderos ascendientes de algunas personas que por extrañas circunstancias los desconocían.
Dentro del ámbito legal es posible que usted esté buscando a un individuo para resolver ciertos asuntos legales.
En ASPI Detectives realizamos todas las gestiones necesarias para localizar domicilios a efectos de notificaciones, embargos, entrega de demandas, requerimientos, etc. Siendo nuestros honorarios pagados tan solo si se ha podido localizar la persona o el bien.